Ritmo en el baile: ¿Qué es?¿Se puede aprender?

ritmo

¿Sabes qué es el ritmo? Lo más seguro es que sí… aunque quizás te estés preguntando: ¿Se puede aprender a tener ritmo en el baile? Ya te avanzamos que . Aunque a algunos les puede resultar más fácil o incluso pueden ya llevarlo dentro de forma innata, pero para otras personas puede resultar más difícil, pero con ganas y dedicación se puede lograr, no es imposible aprender a tener ritmo o mejorarlo.

En este artículo te vamos a descubrir qué es el ritmo en el baile, sus diversos matices, tipos de ritmo y finalmente, cómo tú también puedes aprender y tener buen ritmo, si no lo tuvieras ya.

¿Qué es el ritmo?

El ritmo es una característica que encontramos en todas las artes. Es uno de los elementos más esenciales del baile. A groso modo, podemos definir el ritmo como la combinación de sonidos, silencios, patrones, pausas, voces y/o palabras en una expresión artística.

Si nos referimos más concretamente al ritmo en el baile, este se puede definir como la organización en el tiempo de sus pasos, movimientos, expresiones y gestos.

ritmo baile

Los diversos matices del ritmo en el baile

Son muchas y distintas las formas en cómo se manifiesta el ritmo en el baile. En el baile algunos movimientos toman más tiempo que otros. Determinados movimientos son largos y otros son más bien cortos o breves. Ciertos pasos son rápidos y en cambio también hay otros que son lentos. Algunos movimientos son más acentuados que otros. Todas estas características que podemos encontrar en el baile son definidas por el ritmo.

A su vez, el carácter de un baile también es definido, en parte, por el ritmo. Cada ritmo en particular genera emociones, estados de ánimo y sentimientos distintos. Podemos encontrar ritmos alegres, tristes, sensuales, melancólicos, etc.

Los distintos tipos de ritmos que se usan en el baile

Tal y como hemos mencionado anteriormente, todos los tipos de bailes incluyen en su composición el elemento del ritmo. Bailes como por ejemplo el flamenco, la bachata, la salsa, la rumba y el tango tienen un ritmo similar a su música correspondiente. Los pasos y los movimientos de estos bailes siguen el ritmo de la música.

Por otro lado, en la danza moderna los coreógrafos y bailarines no dependen de un género musical a la hora de crear el ritmo de sus bailes. Hay algunos que incluso crean bailes en silencio, por lo tanto, no todos los bailes siguen el ritmo de la música. 

El artista en estas coreografías y/o bailes crea sus propios ritmos, los cuales expresan emociones, sentimientos y estados de ánimo. Se manifiestan mediante la velocidad, la duración y las cualidades de sus movimientos, expresiones y gestos. Por lo tanto, todos tenemos un ritmo dentro nuestro, solo hace falta expresarlo o por el contrario, si deseas hacer algún tipo de baile en concreto, puedes enfocarte en aprender su ritmo particular realizando clases.

ritmo musical

¿Cómo aprender a tener ritmo?

Tal y como decíamos, hay ciertos ritmos que se deben aprender, y podríamos decir que es como aprender a ir en bicicleta poco a poco. Después de ir practicando llega un día que ya supimos ir en bici de manera automática y voluntaria. Con el ritmo, pasa lo mismo. El ritmo del movimiento empieza en la médula espinal y se transporta por el sistema nervioso gracias a los patrones o secuencias haciendo que los músculos se muevan acorde con estas secuencias.

Cuando decimos que una persona tiene ritmo, estamos diciendo que sabe seguir el compás de la música, moviéndose de forma coordinada y armónica. Su cuerpo reacciona automáticamente al patrón o secuencia de la música, prediciéndolo en lugar de pensar de forma consciente. 

Al final, lo esencial es aprender el ritmo de cada paso de baile, es decir, se debe aprender el patrón e introducirlo en nuestro sistema nervioso. A continuación, lo único que hay que hacer es repetirlo.

Si has llegado a pensar que no tienes ritmo y que por eso el baile no está hecho para ti, aparta esa idea. Es más simple de lo que puede parecer. Solamente debes hacer algo muy simple: escuchar la música y practicar y repetir tantas veces como sea necesario y verás que terminarás interiorizando el ritmo en tu cuerpo. Por lo tanto, se puede aprender a tener ritmo. ¿Te animas a intentarlo?

Aprende ritmo con Rebaila

Desde Rebaila, queremos transmitir la importancia del ritmo en el baile: mejorando tus habilidades de concentración, coordinación, comprensión del compás entre muchos otros elementos clave. 

¿Te apasiona el baile? Si quieres aprender a bailar con buen ritmo de una forma dinámica, en Rebaila disponemos de la mejor escuela de baile online, para que puedas realizar las clases de baile desde casa. Y lo mejor es que puedes compartirlo con los residentes en tu domicilio, ¡baila con tus hijos o tu pareja!

¡Haz tu prueba de 7 días gratuitos, estamos seguros que te va a encantar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *